Archivo de la categoría: Charrizando

El Ayuntamiento no me deja tocar en la calle

No, no me he vuelto músico ambulante de la noche a la mañana. Me ha llegado vía mail la solicitud de un músico y abogado salmantino, David Calabrés, de contribuir en la difusión de un post que ha publicado en su blog, sobre una ordenanza municipal que le impide tocar la guitarra en la calle, porque su instrumento – la guitarra eléctrica – requiere amplificación.

Sus motivos, el sentido común y la solidez de su argumentación y la manera en la que lo explica todo me anima a reproducir el texto íntegro aquí. Y también a animar a los lectores a difundirlo, a su vez. Puedes consultar su entrada original en este enlace.

Sigue leyendo

Deja un comentario

Archivado bajo Blogs, Charrizando, Cultura

Tiempo de ¿silencio?

Pues verán ustedes. Redacto el Pasaporte de esta semana no sin cierto disgusto. Porque, si les digo la verdad, la polémica desatada, con mi última entrada y otros post relacionados, debería ser un tema bastante zanjado. Si no zanjado, al menos agua pasada. Y por desgracia, no lo es. Podría callar pero, si leyeron las entradas a las que hago referencia, habrán advertido que, en mi opinión, el tiempo de guardar silencio se terminó.

Sigue leyendo

8 comentarios

Archivado bajo Charrizando, Medios de Comunicación, Periodismo

Perdona, ¿Tienes fuego?

Como no solo de Internet vive el hombre, hay que darse una vuelta de cuando en cuando, para desengrasar las habilidades sociales, tomar una copa y que le dé a uno un poco el aire que, si no, te acartonas y vas por ahí desprendiendo olor a naftalina.

Sigue leyendo

1 comentario

Archivado bajo Charrizando, Reflexiones e Idas de Olla, Sociedad Contemporánea

En el alambre

No recuerdo exactamente cómo era cuando tenía trece años. Posiblemente estaría más delgado, más moreno y pensaría que, de mayor, sería periodista de renombre, locutor de radio famoso o persona de reconocido prestigio, así, en general.

6 comentarios

Archivado bajo Charrizando, Reflexiones e Idas de Olla

Más miedo que vergüenza

Somos idiotas. Todos los periodistas, casi sin excepción. Habituados a escribir sin parar, a hablar sin descanso, llegamos a creer que lo que le contamos a la gente tiene más validez que lo que se cuenta en los bares, por algún mágico motivo. Y no es para nada así. ¿Por qué mi opinión sobre la crisis y la sociedad en la que vivo debe ser la acertada?

Sigue leyendo

2 comentarios

Archivado bajo Charrizando, Extramuros, Política, Reflexiones e Idas de Olla, Sociedad Contemporánea

Vecinos incómodos

Hay ciertos rincones charros que me atraen especialmente, lugares en los que me gusta perder unos minutos o incluso unas horas. Esos pequeños escondrijos me atan con lazos invisibles a la ciudad y a lo que ésta significó – y significa – para mí; procuraré dedicarles unas líneas en el futuro. Al menos les debo eso. Pero hay otros lugares reconocidos que, en contra del común de los mortales, me despiertan la vena amarga y procuro evitarlos.

Sigue leyendo

4 comentarios

Archivado bajo Charrizando, Reflexiones e Idas de Olla

Dignidad y sentido práctico

Si está leyendo esto, probablemente lo haga por haber seguido el enlace desde mi último artículo publicado en Tribuna de Salamanca. Tanto si es así como si llega despistado a este espacio, le abro las puertas del mismo. En este blog podrá ver todos los artículos de opinión que he publicado desde Octubre de 2011 hasta Mayo de 2012 en el citado diario digital, además de la mínima información necesaria para saber quién firma los textos y a quién corresponden las reflexiones y los planteamientos.

Si es usted antiguo lector del Pasaporte Charro en Tribuna de Salamanca y persigue mis pasos en este nuevo blog, le doy las gracias por su fidelidad, tanto si es un seguidor entusiasta como si se trata de un detractor furibundo.

Sigue leyendo

10 comentarios

Archivado bajo Charrizando, Periodismo, Reflexiones e Idas de Olla